Inicio

Radioctividad

En 1896, el físico francés Henri Becquered investigando con cuerpos fluorescentes descubrió un tipo de radiación desconocida en esa época, que era emitida por sal de uranio

posteriormente el matrimonio de Pierre y Marie Curie (una verdadera "heroina" de la ciencia al costarle literalmente la vida las investigaciones que llevó a cabo) llevó la investigación  más lejos, y además comprobaron la existencia de varios elementos radiactivos aparte del uranio, como por ejemplo el radio . Pero, y bien....

¿Qué es la radioctividad?.

Es es un proceso en el que se libera energía debido a la desintegración de núcleos de átomos inestables. Esa pérdida de energía resulta en un átomo particular transformándose en otro de distinto tipo. En 1912, Ernest Rutherford logró demostrar que la radiactividad tenía su explicación en el núcleo mismo del átomo. Con el tiempo, se llegó a definir la radiactividad como la desintegración espontánea del núcleo de un átomo inestable al emitir radiación .

CAUSAS DE LA RADIOCITIVIDAD: Desintegraciones Alfa, Beta, Gamma.

En general son radiactivas las sustancias que no presentan un balance correcto entre protones o neutrones,es decir,la causa que los origina probablemente se debe a la variación en la cantidad de partículas que se encuentran en el núcleo. . Cuando el número de neutrones es excesivo o demasiado pequeño respecto al número de protones, se hace más difícil que la fuerza nuclear fuerte debida al efecto del intercambio de piones pueda mantenerlos unidos. Eventualmente, el desequilibrio se corrige mediante la liberación del exceso de neutrones o protones, en forma de partçiculas α, que son realmente núcleos de helio, y partículas β, que pueden ser electrones o positrones. Estas emisiones llevan a dos tipos de radiactividad :

Radiación α, que aligera los núcleos atómicos en 4 unidades másicas, y cambia el número atómico en dos unidades. Radiación β, que no cambia la masa del núcleo, ya que implica la conversión de un protón en un neutrón o viceversa, y cambia el número atómico en una sola unidad (positiva o negativa, según si la partícula emitida es un electrón o un positrón).